Quinteto Latinoamericano de Bronces

María Fernanda Sandoval.
mfsandoval@kaleidoscopioart.com

“La música es una cosa amplia, sin límites, sin fronteras,sin banderas.” León Gieco.


Cinco instrumentos son los culpables de reunir a cinco talentosos músicos. La cita fue el pasado mes de febrero
en un desayuno que puso excelente y deliciosa música en los oídos de todos los asistentes.

El sonido de los metales en combinación con una interpretación de mucha calidad y un selecto repertorio hacen que el Quinteto Latinoamericano de Bronces sea un grupo de muchachos con la capacidad de hacer sentir y disfrutar la música en su máxima expresión.

Haciendo un repaso en la historia, un quinteto de bronces es una de las agrupaciones de cámara más tradicional, la cual está integrada como bien su nombre lo indica, por cinco instrumentos de metal: dos trompetas, un corno francés, un trombón y una tuba.

El quinteto Latinoamericano de Bronces se creó en el año 2011 con el objetivo de desarrollar y difundir la música de cámara dentro y fuera de Costa Rica. Dentro de su propuesta incluye música antigua, clásica, popular y contemporánea, y está conformado por estudiantes de las mayores instituciones musicales del país, miembros de orquestas y bandas de muy alto nivel.

Los nombres detrás de estos instrumentos son:

  • Diego Solano Ulate, Trompetista.
  • José Manuel Loria Brenes, Trompetista.
  • Mauricio Villalobos Villalón, Cornista.
  • Roberto Garrigues Herrera, Tombonista.
  • Andrés David Villalobos Villalobos, Tubista.

Estos cinco jóvenes se describen como auténticos y apasionados por la música. Los instrumentos son quienes los eligieron. Como músicos disfrutan la aventura musical que representa cada día disciplina, dedicación y amor. El futuro de este quinteto está enfocado en seguir tocando juntos la más variada música, ofreciendo el singular acople que solo estos
instrumentos de metal pueden ofrecer.

Juventud, bronce, vida, música y alegría, eso es el Quinteto Latinoamericano de Bronces. Deleite musical garantizado. Esperamos tenerles en Kaleidoscopio muy pronto, pues el bronce encantó una vez y tenemos la garantía que así será nuevamente.

Comentario

*